Un reciente informe de la consultora Focus Market reveló que por la quita de subsidios a las tarifas de energía y agua y por la suba de precios en los alquileres y los servicios de televisión por cable, streaming, telefonía, prepaga, colegio privado, expensas y seguros el costo de la canasta familiar alcanzaría los $283.000 mensuales en los próximos meses, sin contar los alimentos básicos.

“La corrección de los precios relativos de la economía le pone presión al gasto de la familia con mayor incremento en los próximos meses en el rubro servicios”, remarcó el estudio, y agregó que una familia tipo de 4 integrantes (dos adultos y 2 niños en edad escolar) ya comienza a sentir el ajuste fiscal en sus administración hogareña con el nuevo esquema tarifario de energía. El al que accedió Ámbito análisis va de septiembre de 2022 a marzo del 2023.

En el caso de la tarifa de electricidad, donde la quita de subsidios se realizará en tres tramos de 20%, y se pagaba $4.500 en septiembre 2022, al finalizar marzo 2023 terminaría pagando $7.776.

Te puede interesar:  El salario mínimo aumentará un 20% en cuatro tramos

De servicio de agua, que se espera que en noviembre se tenga el 45% del subsidio, en enero 2023 el 30% y marzo 2023 el 15%, pasaría de pagar $800 a $3.900.

Lo mismo ocurriría con la tarifa de gas (con aumentos en tres tramos de 20%, 24% y 26%), con lo el valor pasa de $3.500 en septiembre a $5.468 en marzo 2023.

Con respecto al servicio del alquiler para un departamento de 3 ambientes se tomó un contrato en el marzo 2020 a $40.000 y se ajustó por el Índice de Contrato de Locación de Banco Central para el 2021 y finalmente por el dato del REM. En este caso, una familia pasó de pagar $60.000 a partir de marzo 2021 a $114.000 en marzo 2023.

Te puede interesar:  Las exportaciones argentinas alcanzaron en octubre nuevos máximos históricos, destacó Cancillería

“La situación económica de los argentinos para los próximos meses será de ajuste por que su nivel de ingreso no podrá compensar los aumentos en servicios en forma acumulada que se vienen. Mientras el Gobierno piensa que la variable de equilibrio de los privados son los salarios, la mayoría de los argentinos son cuentapropistas o informales que no tienen ninguna forma de alcanzar los servicios requeridos para continuar manteniendo su nivel socioeconómico”, señaló Damián Di Pace, director de la consultora Focus Market.

Al tomar otros servicios necesarios y ajustarlos por inflación (utilizamos el dato del REM para ajustar precios, debido que para este mes todos los aumentos ya fueron dados, aunque no se descartan más aumentos debido a la inflación), el seguro de un auto pasaría de $11.300 a $15.640, el servicio de  de $3.800 a $5.259 y el servicio de televisión por cable y streaming de series y películas de $3.800 a $5121.

Te puede interesar:  Inflación: estiman que volverá a ubicarse por encima del 6% en noviembre

“Mientras en la primer etapa del año la inflación núcleo y estacionales venían por delante de los precios regulados ahora comienza a revertirse este escenario y los precios regulados estarán por delante. Los servicios empardarán o incluso en muchos casos se incrementarán sus precios por encima del nivel promedio del aumento para el caso de los bienes. Las cuentas públicas se ajustan vía el bolsillo de los privados pero aún no se ve ajuste de la administración pública que refleje un esfuerzo a la par del que tendrán que hacer los hogares argentinos”, agregó Di Pace.

Ámbito

Qué te pareció esta nota?
Me Gusta
Me Gusta Me Encanta Me Divierte Me Sorprende Me Entristece Me Enfada

Síguenos en Google News

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí