Luiz Inácio Lula da Silva lanzó este sábado su candidatura presidencial para los comicios brasileños del 2 de octubre, con el médico Geraldo Alckmin como vice, que fuera rival del expresidente en las elecciones de 2006.

Lula encabeza una la alianza integrada por ocho partidos con los cuales pretende una mayoría legislativa inédita y busca vencer en la primera vuelta electoral, para lo cual precisa el 50% más uno de los sufragios válidos, excluidos nulos y blancos.

Durante el acto proselitista que tuvo lugar en Sao Paulo, el exmandatario prometió “restaurar” la soberanía económica, política y social de Brasil y enviar el empobrecimiento de la población y el “fascismo” del de Jair Bolsonaro “a la cloaca de la historia”.

Te puede interesar:  Máxima tensión en Estados Unidos: la Corte Suprema anula el fallo que garantiza el derecho al aborto

“Hay que restaurar la soberanía de Brasil y del pueblo brasileño”, afirmó, quien defendió una mayor intervención del Estado en la economía, fustigó las privatizaciones del de Bolsonaro y propuso restablecer la función social de las empresas públicas como motor del desarrollo, el cuidado del medio ambiente y la lucha contra el hambre.

“Hay que cumplir nuevamente la batalla contra el hambre. Todo lo conquistado fue destruido por el actual gobierno. Es terrible, pero no vamos a desistir”, dijo el candidato, que también criticó la política neoliberal de que los salarios no logran superar a la inflación.

También sostuvo que “el fascismo será arrojado a la cloaca de la historia, de donde nunca debió haber salido”, y pidió a la militancia enfrentar “sin miedo” las provocaciones y las “ del bolsonarismo”.

Te puede interesar:  Ecuador: La Asamblea Nacional debate la destitución del presidente Lasso

La palabra “soberanía” fue la más pronunciada por el exdirigente gremial metalúrgico, al tiempo que prometió reindustrializar el país para “recupera la soberanía atacada por la política irresponsable del gobierno”. “La soberanía no se resume a la fronteras, sino a defender nuestra riqueza, biodiversidasd, garantizar el derecho a la alimentación, empleo bueno, salario justo y acceso a salud y educación de calidad”, añadió.

Con 76 años, Lula inició así el camino de su séptima campaña electoral, y en tono descontracturado confirmó ante el público presente que se casará por tercera vez el próximo 18 de mayo con Rosángela da Silva, socióloga y su novia desde 2019.

Te puede interesar:  Sudáfrica: hallaron muertos a 20 jóvenes en un bar

Alckmin, por su parte, participó del acto a través de un video, ya que está convaleciente por Covid-19, reivindicando la figura de Lula y el momento histórico de Brasil para evitar la reelección de Bolsonaro.

Cabe destacar que el fundador y referente del Partido de los Trabajadores (PT) encabeza las encuestas con entre el 41 y el 45% de los votos, y supera por entre 8 y 15 puntos a Bolsonaro.

Qué te pareció esta nota?
Me Gusta
Me Gusta Me Encanta Me Divierte Me Sorprende Me Entristece Me Enfada

Síguenos en Google News

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí